LIPOSUCCIÓN

Junto con la mamoplastia de aumento con implantes, la liposucción es de los procedimientos más populares y comunes en cirugía plástica. La grasa acumulada en regiones localizadas del cuerpo que son resistentes a dieta y ejercicio son tratadas con liposucción. El objetivo es mejorar el contorno corporal, no es un procedimiento para pérdida de peso. La grasa succionada puede ser transferida para aumento de otras zonas con déficit de volumen (ej: glúteos).

Indicaciones: pacientes que busquen mejorar su contorno corporal, en áreas de depósito graso resistentes a dieta y ejercicio, con un peso estable sin buscar reducción de peso con el procedimiento.

Áreas de liposucción:

  • Abdomen
  • Flancos / Cintura
  • Espalda alta (rollos)
  • Espalda baja
  • Pubis (monte de venus)
  • Muslos
  • Brazos
  • Pectoral
  • Cuello (papada)

Procedimiento: con pequeñas heridas (<1cm) o puertos se inserta una cánula con la cual, mediante aspiración asistida, se remueven los depósitos de grasa y se logra un contorno deseado. El procedimiento dura aproximadamente 2 a 3 horas dependiendo de las zonas a tratar o si la grasa será transferida.

Cuidados: el paciente se recupera en casa, ya que es un procedimiento ambulatorio. Al siguiente día se retiran los vendajes, el paciente puede bañarse y se coloca una prenda de compresión o faja, la cual se selecciona de acuerdo con las áreas tratadas.

Recuperación: El paciente se reincorpora progresivamente a sus actividades cotidianas a la semana y se recomiendan 2 semanas para iniciar labores.

Complicaciones: entumecimiento, moretones, seroma, asimetrías, sobrecorrección, lesión a tejidos profundos, trombosis venosa profunda (TVP), tromboembolia pulmonar (TE).

Sorry, the comment form is closed at this time.